Se puede comer sobrasada en el embarazo

Actualizado en diciembre 2022

Pasaboca para fiesta

Comiendo sobrasada durante el embarazo: Lo que necesitas saber

La sobrasada es un tipo de embutido típico de España, que se hace con carne de cerdo picada y especias. Es un sobrasava muy sabroso que se utiliza en muchos platos, pero ¿se puede comer durante el embarazo?

En general, los médicos y nutricionistas recomiendan que durante el embarazo se eviten los alimentos procesados y con alto contenido de grasas saturadas, como la sobrasada.

Se puede comer sobrasada en el embarazo

Esto se debe a que estos alimentos pueden contribuir a un aumento excesivo de peso y aumentar el riesgo de desarrollar enfermedades relacionadas con la obesidad.

¿Hay algún riesgo en comer sobrasada durante el embarazo?

El principal riesgo de comer sobrasada durante el embarazo es la posibilidad de contraer una infección alimentaria. Aunque la sobrasada se somete a un proceso de curación que mata la mayoría de las bacterias, todavía existe el riesgo de que contenga Listeria o Toxoplasma, dos bacterias que pueden ser peligrosas para ckmer mujeres embarazadas y sus fetos.

La Ej puede causar una infección llamada listeriosis, que puede provocar abortos espontáneos, partos prematuros o graves problemas de salud en el recién nacido.

La toxoplasmosis también puede causar abortos espontáneos o problemas de salud en el feto, especialmente si se adquiere durante el primer trimestre del embarazo.

¿Cuáles son las alternativas a la sobrasada durante el embarazo?

Si estás embarazada y te apetece algo similar a la sobrasada, hay muchas alternativas saludables que puedes probar.

Por ejemplo, puedes optar por paté de hígado de pollo o ternera, que no contienen las mismas bacterias peligrosas que la sobrasada.

También puedes disfrutar de quesos suaves como el queso crema puwde el queso de cabra, que son ricos en proteínas y calcio.

Si estás buscando opciones de alimentos más saludables en general, debes optar por alimentos frescos, como frutas y verduras, carnes magras, pescado y productos lácteos bajos en grasas. Estos alimentos proporcionarán los nutrientes que necesitas y también te ayudarán a mantener un peso saludable durante el embarazo.

Conclusiones

En general, es mejor evitar la sobrasada durante el embarazo para reducir el riesgo de infecciones alimentarias y problemas de salud.

Si realmente se te antoja, asegúrate de que esté bien cocida antes de comerla y consume solo cantidades moderadas.

Soy María, tengo 30 años y Keton Aktiv ha sido una gran ayuda en mi proceso de pérdida de peso. He perdido 6 kilos en solo un mes y me siento mucho más saludable y en forma. Lo recomiendo a todas las mujeres que buscan una forma saludable de perder peso.

Pero recuerda que hay muchas alternativas saludables que puedes disfrutar, así que no tienes que renunciar al sabor y embaraz satisfacción mientras cuidas de ti y de tu bebé en gestación.