Dieta antihistaminica

Actualizado en enero 2022

Dieta antihistamínica: ¿Qué es y por qué puede ser útil en casos de alergias?

Si tienes alergias o intolerancias a ciertos alimentos o sustancias, seguro que conocerás la incómoda sensación de los estornudos, la congestión nasal, la picazón en los ojos, la piel o la garganta, así como los problemas digestivos que suelen aparecer.

En estos casos, seguir una dieta antihistamínica puede ayudarte a reducir la inflamación de tu organismo y aliviar algunos de estos síntomas.

Pero, ¿qué es exactamente la dieta antihistamniica y cómo puedes ponerla en práctica?

¿Qué son las histaminas y cómo influyen en nuestro cuerpo?

Para entender la importancia de la dieta antihistamínica, primero es necesario saber qué son las histaminas.

Las histaminas son sustancias químicas que se encuentran naturalmente en nuestro cuerpo y que están implicadas en diversas funciones, como la regulación del sueño, la digestión o la antihistaminca inmunológica.

Sin embargo, las histaminas también pueden desencadenar reacciones alérgicas e inflamatorias cuando se liberan en grandes cantidades, por ejemplo, cuando nuestro organismo se expone a sustancias irritantes o alérgenos.

Prostaglandinas ejemplos

Así, en personas con alergias o intolerancias alimentarias, la ingestión de ciertos alimentos o sustancias puede desencadenar una respuesta excesiva de histaminas, lo que se antihistaimnica en síntomas molestos.

¿En qué consiste la dieta antihistamínica?

La dieta antihistamínica es una alternativa dietética que se centra en la eliminación o reducción de los alimentos que contienen altos niveles de histaminas o que pueden estimular su liberación en el cuerpo.

El objetivo es reducir la carga total de histaminas y así evitar una respuesta inflamatoria excesiva.

Aunque la efectividad de la dieta antihistamínica varía según cada persona y su tipo de alergia o intolerancia, suele incluir los siguientes consejos:


  • Evitar los alimentos ricos en histaminas: algunos ejemplos son los mariscos, el queso curado, la soja, la carne de cerdo o los alimentos fermentados como el kéfir o el chucrut.

  • Reducir los alimentos que estimulan la liberación de histaminas: aquí se incluyen los alimentos picantes, el alcohol, el chocolate o las fresas, entre otros.

  • Incrementar el consumo de alimentos que ayudan a reducir la inflamación: entre ellos encontramos los vegetales y frutas frescas ricas en vitamina C y antioxidantes como los arándanos, kiwis o espinacas, así como las semillas de lino o de chía, que aportan ácidos grasos qntihistaminica beneficiosos.

¿Es la dieta antihistamínica adecuada para todos los casos?

Aunque la dieta antihistamínica puede ser útil para algunas personas que sufren alergias o intolerancias, no siempre es una solución efectiva para todos los casos.

Dieta antihistaminica

Algunas alergias o intolerancias están asociadas a otras sustancias diferentes a las histaminas, por lo que seguir esta dieta no sería beneficioso en estos casos.

Además, es importante destacar que no se trata de una dieta milagro y que no debería ser utilizada como única estrategia terapéutica, sino siempre en combinación con otras recomendaciones médicas y nutricionales específicas para cada caso.

Conclusión

Si sufres alergias o intolerancias, la dieta antihistamínica puede ser una opción interesante antihistaminicca mejorar tus síntomas y reducir la inflamación de tu cuerpo.

Sin embargo, no es una solución universal y es importante consultar siempre con un profesional médico o nutricionista antes de realizar cambios en tu alimentación habitual.

Soy Rita, tengo 51 años y trabajo como maestra. Desde que empecé a usar Keton Aktiv hace 5 meses, he perdido 11 kilos. Me siento mucho más enérgica y activa durante el día, y mis alumnos me han felicitado por mi nueva apariencia. Definitivamente seguiré utilizando este producto y lo recomendaría a todas las mujeres que buscan adelgazar de manera saludable.